Detrás de “Lindo y Fatal”

Le Show

Era la primera vez que él venía a casa. Entró pero no miró la cama. Ni a mi. Miró el perchero repleto de vestidos ordenados por colores. “Wow, me lo pondría todos”, me dijo. Como siempre que no se qué hacer con algo, a la mañana siguiente, decidí hacer una canción.

Viajé por mi memoria, recordé cada vez que descubrí en algún hombre una mirada fascinada sobre lo femenino que iba más allá del deseo por la mujer en sí. Miradas fascinadas frente a purpurina, frente a tacos, frente a lencería. Me puse a pensar si, así como alguna vez nosotras quisimos ponernos pantalones, usar sacos y borcegos, como símbolo de cierta apropiación de poder, a ellos no les estaría pasando lo mismo con los elementos femeninos, hace rato. Y afiné más mi revisión de recuerdos.

Me pareció revelador concluir que ciertos elementos funcionan como ingredientes mágicos. Cuando las mujeres los usamos sin conciencia, terminamos desconcertadas, al descubrir como algunos hombres son mas atraídos por esos elementos que por nosotras mismas. Como brujas que no saben están lanzando hechizos al aire.

Cualquier chica que se dedique a algo extremadamente girly, como el nail art, una revista femenina, un negocio de shabby chic va a entender de qué hablo. No es la mirada de deseo. Es “esa” mirada de deseo que tanto nos confunde. Como un nene que mira un patio de recreos y quiere salir a jugar: pensamos que quieren jugar con nosotras y no nos damos cuenta que a veces nosotras, somos las excusa.

“Lindo y Fatal” es “ok, listo, te abro la puerta, salí y no voy a juzgarte”. Es muy fácil interpretar que se trata de una chica que sale con un hombre gay. Pero “Lindo y Fatal” no es eso. Es un juego desprejuiciado. Un juego indefenso ¿O acaso alguien juzgaría a otra persona por el disfraz que se pone para una fiesta? Todos actuamos géneros. Incluso el nuestro.

¿Te gusta mi mundo? No puede no ser un halago.

“Lindo y fatal” es el primer corte de Oh L´Murz, un nuevo disco en el que estamos trabajando para unir todos esos elementos mágicos que crean un mundo femenino, radiante y fuerte. No es casual que la producción, el vestidito de esta canción, sea amiga de “Policy of truth” y de esa época de Depeche Mode. La época en que ellos mismos se ponían polleras y rimmel. Callejones que escapan a los disciplinamientos. Burlas y cuestionamientos al miedo a lo femenino que acecha a hombres (y a muchas mujeres) hace siglos.

El team “Lindo y fatal” estuvo compuesto por Ninja Rojo (mi otro yo en el clip), un street artist argentino que sabe burlarse como nadie de esos miedos y por otro hombre femenino, renancentista y bravo, Cisco Connon (director).

“Lindo y fatal” es el primero corte del próximo disco, “Oh L´Murz”, un disco en el que me propongo llevar las fantasías lo más lejos posible. Se puede escuchar en Spotify y se puede puede descargar gratis, acá

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s